Lo Peor De Todo Era El Atardecer
 
Lo peor de todo era el atardecer.

Cuando las aves frías tachonaban el bosque
de rumores y sombras,

tu recuerdo me ceñía las costillas

como un pulpo de fuego…

Daniel: ¿Por qué me has abandonado?
Almudena Guzmán
De El libro de Tamar
1989
Premio Ciudad de Melilla