[seguimos con poemas escritos con oficio, sin mucho aspaviento ni

pretensión pero eficaces: tenemos que recuperar la confianza en la poesía,

que se acaba resintiendo después de meterse una temporada en camisas

de once varas-]

 

 

 

 

 

 


 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario