[hemos colgado la página con los mínimos para que, por lo menos, esté

ya en su sitio.

Enseguida añadiremos poemas -sobre todo-, la teoría imprescindibilísima

para poder seguir a Stevens y la decoración que amortigüe tanto oscuro.

Se trata de un poeta con el que podemos averiguar cómo se enfrentan los

·no se entiende· porque vale la pena dedicarle tiempo, relecturas y tal.]

 

 

 

 

 


 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario