homeless heart
 
 
 
 
When I think of finishing the work, when I think of the finished work, a great sadness overtakes me, a sadness paradoxically like joy.
 
The circumstances of doing put away, the being of it takes possession, like a tenant in a rented house.
 
Where are you now, homeless heart?
 
Caught in a hinge, or secreted behind drywall, like your nameless predecessors now that they have been given names?
 
Best not to dwell on our situation, but to dwell in it is deeply refreshing. Like a sideboard covered with decanters and fruit.
 
As a box kite is to a kite. The inside of stumbling. The way to breath. The caricature on the blackboard.
 
 
 
 

corazón sin techo

 

 

Cuando pienso en terminar el trabajo, cuando pienso en el trabajo terminado, una enorme tristeza me invade, una tristeza paradójicamente como la alegría.

Las circunstancias de su hacer se hacen a un lado, su ser toma posesión, como un inquilino en una casa alquilada.

¿Dónde estás ahora, corazón sin techo?

¿Atrapado en una bisagra u oculto tras un panel de yeso, como tus predecesores sin nombre ahora que han sido catalogados?

Es mejor no habitar en nuestra situación, aunque habitar en ella es profundamente refrescante. Como una cómoda cubierta de frutas y decantadores de vino.

Como un barrilete tridimensional a un barrilete plano. La intimidad del tropezón. La manera de respirar. La caricatura en la pizarra.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario