Cuando ost maloney en Carville Louisiana vio el mar

se revisó la memoria de sus días

como árbol verde lento

que sacudieron hacia el sur

encontró:

piedra negra sobre mañanas en Dakota cuando era libre sobre la tierra y el sol

piedra negra sobre madre acostada dulce bajo la tierra y el sol

piedra negra sobre piedra negra y no blanca

así

ost maloney decidió beberse el mar todo

para que nada fuese otra cosa

que Dakota devorada por la mañana suave

¡oh madre acostada sobre maloney como pedazos de alelí!

ost perfumaba todo el mar de la siesta y el ciclón de sus tardes

le cerraba la boca

le cerraba la boca en realidad

pocas veces hubo más valiente comboi en Carville:

enlazó al sol para alumbrarse

se tomó el mar como un whisky

guardó a su madre vivamuerta sin paz

claro que eso le comió la sombra

y donde come uno comen dos

ost que pacía en el Atlántico

maloney con las velas mezcladas en el viento

todos los marineros quieren al compañero

todos los marineros saben que ost maloney

sudó caballos como quien

abre los brazos al mar

no fue en yerba que se convirtió maloney en perla o coral

sino en cosa con mucho mal olor

que ojalá metan en la tierra algún día

ojalá teja la sombra podrida del aéreo alelí

“quiero ser bello” repetía ost maloney mirándose caer

mientras un brillo le subía

de la boca o valor

para los sucesores

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Juan Gelman

LOS POEMAS DE SIDNEY WEST

Traducciones III (1968-1969)

Seix Barral / Poesía Breve

Primera edición en Seis Barral/ biblioteca Breve: Septiembre 1994

Buenos Aires


 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario