peyrou mariano

la escuela de venus

estudio de lo visible

escuela

visible

estudio de venus

peyrou 

 

la escuela de venus

 

 

 

Todo empezó con la visita de un hombre

que contaba anécdotas de tortugas y tiburones,

de islas tan distintas de las que yo

conozco. En la embajada se estaban

poniendo nerviosos. El futuro tira

con tanta fuerza como el pasado

y no es menor su carga de melancolía,

lo entenderás durante el próximo eclipse.

Pronto oiremos la última

llamada para los pasajeros.

 

¿Y entonces qué harás, si no

puedes seguir mirando desde el fondo

de la fiesta, protegida

por el ritmo y las luces de una celebración

no sentida, entre gente que te conoce

pero no sabe o no puede corresponder

a tus deseos, mientras las otras

van saliendo, siempre en orden?