un recuerdo

Recuerdo en medio de un trigal

una amapola morada

aún más sedosa que la seda

y con aroma de serpiente.

Lo demás era la aspereza

del trigo cerrado y dorado.

Yo me enlacé más de una vez

al lado de una trilladora

con una manzana campestre

de sexo abierto y repentino

y quedó en la paja temblando

un olor a semen y a luna.

Pablo Neruda

Las manos del día [1967-1968] (1968)


 

 

 

 

Deja un comentario