LXXVIII 

… pero ahora lamento esto: que tu sucia saliva haya meado los besos puros de

una muchacha pura. Pero eso no te lo vas a llevar sin castigo: pues todos los siglos te

conocerán y la vieja fama dirá qué clase de hombre eres.

LXXVIII 

… sed nunc id doleo, quod purae pura puellae

sauia conminxit spurca saliua tua.

uerum id non impune feres: nam te omnia saecla

noscent et, qui sis, fama loquetur anus.

Catulo

Catulli Carmina

Rosario González Galicia

Mañana es Arte

Biblioteca Babab

Revisado Marzo 2002

Volumen nº7

Madrid


 

 

 

 

 

 

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Te puede interesar

eternidad

 

La vida vibrante entrando a borbotones; barriendo toda duda.

seis de corazones

 

Pero si lo piensas
con ese amor que sigue latiendo, cuando
el corazón deja de latir

 

el mar

 

Y en la tierra cumple su condena,
insumiso, con el viento, el sol y esa luna