la vida que quiero a veces
 
 

A veces quiero una casa y un trabajo
y una familia, en fin; lo que tenía antes
pero sin este no existir en el centro
del foco de la negatividad.

Aunque luego lo pienso bien y me acuerdo
de que nada permanece; de que vivir
muchas vidas en una es vivir intensamente.
Y de que Robert Smith se aburre como una ostra;
aunque la ostra esté más ociosa en el fondo
de lo que parece.

A veces quiero una familia y una casa, y un trabajo
para seguir viviendo muchas vidas desde una sola,
no desde ninguna. Y decirles a mis hijas buenas noches,
mientras lucho internamente con los monstruos
que no las dejan dormir. Mientras cierro la puerta
de la luna y me duermo despertando en el sueño,
abandonándome al destino.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

___________

 

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Te puede interesar

es posible

 

Es fácil y probable,
que al pasar los años, se desconozcan

 

belleza

 

Era tan guapa
que no llamaba
la atención