[ezcol_1half]

Sensation

 

Par les soirs bleus d’été, j’irai dans les sentiers,

Picoté par les blés, fouler l’herbe menue :

Rêveur, j’en sentirai la fraîcheur à mes pieds.

Je laisserai le vent baigner ma tête nue.

 

Je ne parlerai pas, je ne penserai rien :

Mais l’amour infini me montera dans l’âme,

Et j’irai loin, bien loin, comme un bohémien,

Par la nature, heureux comme avec une femme.

 

[/ezcol_1half]

Sensación

 

En los azules atardeceres de verano, iré por los senderos,

picoteado por el trigo, a pisar la hierba menuda:

soñador, sentiré la frescura en mis pies.

Dejaré que el viento bañe mi cabeza desnuda.

 

No hablaré, no pensaré en nada:

pero el amor infinito ascenderá en mi alma,

e iré lejos, muy lejos, como un bohemio,

a través de la Naturaleza, –feliz como con una mujer.

 

 

 

Arthur Rimbaud

Sensación

La carta que Rimbaud envía a Banville, el 24 de mayo de 1870,
y que contiene el breve poema, nos muestra que Sensación
tiene fecha de 20 de abril de 1870

Nuestras versiones

 


 

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Te puede interesar

eternidad

 

La vida vibrante entrando a borbotones; barriendo toda duda.

seis de corazones

 

Pero si lo piensas
con ese amor que sigue latiendo, cuando
el corazón deja de latir

 

el mar

 

Y en la tierra cumple su condena,
insumiso, con el viento, el sol y esa luna