[ezcol_1half]

at north farm

 

 


Somewhere someone is traveling furiously toward you,

At incredible speed, traveling day and night,

Through blizzards and desert heat, across torrents, 

[through narrow passes.

But will he know where to find you,

Recognize you when he sees you,

Give you the thing he has for you?

Hardly anything grows here,

Yet the granaries are bursting with meal,

The sacks of meal piled to the rafters.

The streams run with sweetness, fattening fish;

Birds darken the sky. Is it enough

That the dish of milk is set out at night,

That we think of him sometimes,

Sometimes and always, with mixed feelings?

[/ezcol_1half] [ezcol_1half_end] 

en la granja del norte

 

 

Desde alguna parte alguien viaja furiosamente hacia ti

a una velocidad increíble, viaja día y noche,

a través de la nieve y el calor del desierto, a través de torrentes,

[a través de gargantas.

Aunque ¿podrá encontrarte,

reconocerte cuando te vea,

darte lo que tiene para ti?

Aquí no crece casi nada,

sin embargo los graneros revientan de comida,

bolsas de comida amontonadas hasta las vigas del cielorraso.

Los arroyos corren dulces, engordando a los peces;

los pájaros oscurecen el cielo. ¿Es suficiente

poner el plato con leche en el zaguán todas las noches,

pensar en él a veces,

a veces, siempre, con sentimientos confusos?

[/ezcol_1half_end]

 

 

 

De Como un proyecto del que nadie habla (El Tucán de Virginia, 1993)

Traducción de Roberto Echavarren

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Te puede interesar

eternidad

 

La vida vibrante entrando a borbotones; barriendo toda duda.

seis de corazones

 

Pero si lo piensas
con ese amor que sigue latiendo, cuando
el corazón deja de latir

 

el mar

 

Y en la tierra cumple su condena,
insumiso, con el viento, el sol y esa luna