maría eloy-garcía

 

 

       planes nuevos

 

 

 

recital de poesía de maría eloy-garcía [en los actos de inauguración

 

de los nuevos espacios de la facultad de ciencias de la comunicación]

 

 

 

planes nuevos

 

 

 

la asignatura

 

la captura y paleoambiente del cazador-medio en el período glaciar mindel-riss en la zona sureste laurásica I

 

 

de dos créditos
la llevé colgando hasta que me aprobaron

 

 

la teoría de la manufactura e intercambio en los pueblos sumerios
y los descubrimientos vía marítima de V emperador por parte de madre de la V dinastía III

 

 

de tres créditos
en el segundo cuatrimestre pero como era optativa tuve que renunciar a

 

 

los métodos contraceptivos en el período de entreguerras en el antiguo régimen I

 

 

que era de libre configuración y yo estresada con siete créditos y medio
me quejé al mismísimo doctor en

 

 

psicopatología del alumno-medio cuando se le hinchan las pelotas II

 

 

y va el tío y me manda a comisión de ordenación académica
porque con un 6,253 era sin laude – amus- igitur
así que preparé mi trabajo sobre

 

 

la estructura onírica en la perspectiva dolorosa de la imagen irónica de holan

 

 

en ocho transparencias y nueve diapositivas

 

 

 

y ni mi máster en Houston me solucionó el expediente
ni mi beca en sydney
ni mis siete meses en düsseldorf
ni la aproximación al gótico pleno en saint remy
vamos que no que nada era suficiente para aprobar

 

 

 

la captura y paleoambiente del cazador medio en el período glaciar mindel riss en la zona sureste laurásica I

 

 

de dos créditos

 

 

 

 

 

 

 

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Te puede interesar

eternidad

 

La vida vibrante entrando a borbotones; barriendo toda duda.

seis de corazones

 

Pero si lo piensas
con ese amor que sigue latiendo, cuando
el corazón deja de latir

 

el mar

 

Y en la tierra cumple su condena,
insumiso, con el viento, el sol y esa luna