[ezcol_1half]        

pobreza



es el hombre al que nunca has visto


el que te sostiene en marcha,


el que ha de llegar


algún día.


él no está afuera en las calles o

en los edificios, o en los

estadios, o si está ahí


lo he pasado por alto, de algún modo.


él no es uno de nuestros presidentes

o estadistas o actores.


me pregunto si está ahí.

camino por las calles


paso drugstores y hospitales y

teatros y cafés

y me pregunto si él está ahí.


he buscado casi medio siglo


y no lo he visto.


un hombre vivo, verdaderamente vivo,


digamos que, cuando baje sus manos


después de encender un cigarrillo,

veas sus ojos


como los ojos de un

tigre mirando el pasado


en el viento.


pero cuando las manos bajan


son siempre

otros ojos los


que están ahí


siempre, siempre.

y pronto será demasiado

tarde para mí

y habré vivido una vida


con drugstores, gatos,

sábanas, saliva,
 diarios,

mujeres, puertas y otros surtidos,

pero en ningún lugar

un hombre vivo

[/ezcol_1half][ezcol_1half_end]        

poverty

It is the man you’ve never seen who

keeps you going,

the one who might arrive

someday.

he isn’t out on the streets or

in the buildings or in the

stadiums,

or if he’s there

I’ve missed him somehow.

he isn’t one of our presidents

or statesmen or actors.

I wonder if he’s there.

I walk down the streets

past drugstores and hospitals and

theatres and cafes

and I wonder if he is there.

I have looked almost half a century

and he has not been seen.

a living man, truly alive,

say when he brings his hands down

from lighting a cigarette

you see his eyes

like the eyes of a tiger staring past

into the wind.

but when the hands come down

it is always the

other eyes

that are there

always always.

and soon it will be too late for me

and I will have lived a life

with drugstores, cats, sheets, saliva,

newspapers, women, doors and other assortments,

but nowhere

a living

[/ezcol_1half_end]

 

 

 

 

charles bukowski

pobreza

nuestras versiones

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Te puede interesar

ángeles

 

Ángeles era todo corazón, pues ya se sabe
que el intelecto repite, pero el corazón descubre.