[ezcol_1half]       

guante perdido


He aquí un guante negro de mujer.

Debe haber significado algo.

Un considerado extraño lo dejó

sobre el buzón rojo de la esquina.

Por tres días el cielo estuvo agitado,

luego, hoy día, cayeron algunos copos de nieve

sobre el guante que alguien,

en el intertanto, había dado vuelta,

de modo que sus dedos podían cerrarse

un poco… sin formar un puño todavía.

Yo, en tanto, esperé, con la noche que venía.

Algo me dijo que no me moviera.

Aquí donde las llamas se alzan

de los tarros de basura,

y los sin casa duermen de pie.

 [/ezcol_1half] [ezcol_1half_end]      



Lost glove


Here’s a woman’s black glove.

It ought to mean something.

A thoughtful stranger left it

On the red mailbox at the corner.

Three days the sky was troubled,

Then today a few snowflakes fell

On the glove, which someone,

In the meantime, had turned over,

So that its fingers could close

A little … Not yet a fist.

So I waited, with the night coming.

Something told me not to move.

Here where flames rise from trash barrels,

And the homeless sleep standing up.

[/ezcol_1half_end]

 

 

 

 

 

 

 


Charles Simic


Guante perdido

El mundo no se acaba y otros poemas

DVD Ediciones

1999 Barcelona

Traducción de Rafael Lobarte

 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Te puede interesar

ángeles

 

Ángeles era todo corazón, pues ya se sabe
que el intelecto repite, pero el corazón descubre.