Un día, paseando, vi a unos padres
esperando a sus hijos frente a la escuela
de inglés. Y me pregunté, ¿cuánta
distancia en años del niño al Todo?

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

______

 

 

2 Comentarios

  1. NdAlfonso

    Podría tratarse de una pregunta retórica, pero, en tal caso,
    el poeta no la habría dejado quedarse en el poema. Lo que
    no quiere decir que el poeta sepa la respuesta o, mejor,
    que pueda dárnosla verbal o discursivamente, con palabras
    concretas para escuchar y entender.

    Tampoco parece una pregunta propia de los koan zen,
    hechos para fatigar la lógica triste con una propuesta imposible:
    ‘conocemos el sonido de la palmada de dos manos, pero ¿cuál
    es el sonido de la palmada de una sola mano?’.

    Cabe plantearse, naturalmente, si nos pide una respuesta,
    si sólo pretende despertarnos del espeso sueño que nos posee,
    o si ya ha contestado a la pregunta en el propio poema.

    Personalmente, me inclino por la última opción.

    narciso de alfonso

    Responder
  2. angel

    Efectivamente, es la última opciòn.

    Gracias por ese comentario tan rico,
    tan frondoso como una selva en la que
    no falta de nada.

    Ángel

    Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Te puede interesar

ángeles

 

Ángeles era todo corazón, pues ya se sabe
que el intelecto repite, pero el corazón descubre.