¿Te das cuenta de que todas las personas que conoces morirán algún día?

The flaming lips



II

.

Yo juego con palabras: he apuntado las mentiras

en un cuaderno blanco y aprendo las manchas

como si fueran cifras con sentido.

Las imito en la muñeca; el frío se confunde con la sangre.

Mi brazo es un álbum de mentiras.

Tampoco sé lo que importa, ni mástil ni luciérnaga;

ante mis ojos ha crecido una tapia de dulces comprados

a la hora del recreo.


He pasado las noches y los días contando atrás a pasos

muy pequeños para no darme cuenta de lo lejos que

ha dormido mi almohada.


Lloro en la vida que ahora entierro, araño el mármol

y maldigo mordiéndome los labios hasta que escuece.

El dolor que me gusta.

Permiso de kilómetros para que todos falten.

Me dijo: las palabras sirven para deshacer lo

que ocurre, para recuperar lo que has perdido.

Pero las palabras jamás tomarán mi barbilla,

ni rozarán mi espalda, ni me consolarán diciendo

que aunque tenga las manos vacías nada ha terminado.

Las palabras ahora son diez velas, Groenlandia en medio

de la noche, muchas veces un tacto temeroso en el tobillo,

doce velas y un regalo que duele como el verano,

catorce años y una batalla digital pensando en la ruptura.

Pasatiempo, cariño. Yo juego con los verbos,

las personas, una coreografía de vocales.

Echo de menos

el infierno que vendrá.

.

 

 

.

Elena Medel

The flaming lips

De Tara

DVD Ediciones, Barcelona, 2006

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Te puede interesar

ángeles

 

Ángeles era todo corazón, pues ya se sabe
que el intelecto repite, pero el corazón descubre.